Romanos

Las Malas Noticias de Dios (Parte 1)

Romanos 1:16-32

Introducción

Pablo escribió esta carta a la comunidad cristiana en Roma.Sus creencias estaban siendo desafiadas por la comunidad judía, quien evidentemente los acusó de inconsistencia fundamental con el Antiguo Testamento.Esta es la respuesta de Pablo, la cual también es una presentación sistemática del evangelio—las buenas nuevas de lo que Dios nos ha dado a través de Jesucristo—en todo el NuevoTestamento.Cada cristiano debiera estar completamente familiarizado con los contenidos de Romanos, especialmente los primeros 8 capítulos.

Pero Pablo comienza con las malas noticias de Dios.Desde 1:18-3:20, él argumenta que todos—Gentiles y Judíos, paganos y religiosos, aquellos con la Biblia y aquellos sin ella—están justamente bajo el juicio de Dios.

ADVERTENCIA: “Este pasaje es extremadamente “políticamente incorrecto”.Contiene contenido que es ofensivo a las sensibilidades culturales actuales.”Pero antes de que lo elimines, considera que talvez debiéramos esperar que la Palabra de Dios nos sorprenda y nos moleste e incluso nos ofenda—a no ser que ya conozcamos cada cosa importante.

Pablo comienza dirigiéndose a la situación apremiante de aquellos pueblos que no tienen la Biblia.“Ciertamente ellos están exentos del juicio de Dios debido a que nunca tuvieron la oportunidad de aprender a cerca de Dios.”En realidad, Pablo declara, que ellos también están bajo el juicio de Dios (leer 1:18).¿Por qué?Debido a que ellos no están en completa ignorancia.Dios les ha dado mucha verdad a cerca de sí mismo (“revelación general”), pero ellos voluntariamente la han suprimido.

Lo que todo el mundo conoce de Dios (1:19-23)

Leer 1:19,20.Pablo habla ampliamente de dos avenidas de conocimiento a cerca de Dios a través de la revelación general.Tomémoslo en orden inverso.

Una de las avenidas es externa (1:20—“Dios lo hizo evidente para ellos…a través de lacreación”).Y 2000 años de investigación científica han reforzado, y no debilitado el punto de Pablo.

En la medida que miramos hacia el exterior, el puro tamaño de la creación (LAS GALAXIAS EN EL ÁREA “VACANTE” DEL CAMPO DE HUBBLE ), y así como lo comprendemos que toda esta masa comenzó concentrada en una micro cabeza de alfiler que se expandió en los primeros segundos a de 20 años luz de ancho , sabemos tanto intuitivamente como racionalmente que esto requiere de un Creador el cual es ambos externo y únicamente poderoso (“su eterno poder”).Esto es lo que llevó a Johann Kepler a exclamar, “¡El astrónomono devoto es un hombre loco!”

En la medida que examinamos el maravilloso orden y la complejidad del universo—ambos macro (“¿Por qué es tan perfectamente balanceado con respecto a la ley de la gravedad que ni se arranca hacia fuera ni se junta nuevamente…?Este grado de balance ha sido comparado al de un lápiz que se mantiene de pie en su punta.” ) y micro (DIAPOSITIVAS DE ESTRUCTURAS DE PROTEÍNAS Y SUPERFICIE CELULAR), sabemos intuitivamente y racionalmente que se requiere de un Creador que es únicamente inteligente.Esto es lo que Sir James Geans quería decir cuando él dice, “el universo comienza a verse más como un gran pensamiento que como una gran máquina.”

Otra avenida es interna (1:19—“lo que es conocido a cerca de Dios es evidente dentro de ellos”).¿A qué se refiere? ¿Qué hay dentro de todos nosotros los humanos que testifica de la existencia del Dios de la Biblia?Pablo no lo dice aquí, pero lo hace más tarde.

Leer 2:14,15.Los humanos tienen un sentido incurable de la moralidad.La conciencia no es una guía moral perfecta, pero testifica de la realidad de una norma moral de la cual personalmente rendimos cuentas debido a que nos “acuchilla” cuando la violamos.Esto a su vez es el testimonio para la existencia de un Creador moral, en cuya imagen hemos sido hechos.En 1:32, Pablo también dice que sabemos instintivamente que rendiremos cuentas a Dios por nuestros pecados.

Al mirar internamente, también sabemos que somos seres personales más que meras máquinas.Instintivamente valoramos las relaciones personales de amor.¿Por qué valoramos esto?¿De adónde viene el ser personal?La mejor explicación es que hemos sido hechos a la imagen de un Creador el cual es personal y amoroso (TRINIDAD).

Así que sin ninguna Biblia, los seres humanos conocen que existe un Dios que es personal, moral, inteligente, eterno y poderoso.

Y que por lo tanto incluso la gente que nunca ha visto una Biblia debiera inclinarse ante Dios y adorarle y agradecerle.

Pero esto no es la respuesta normal (leer 1:21-23).Aunque la memoria de este Dios puede ser encontrada virtualmente en cada cultura que ha sido estudiada , ellos normalmente rechazan al verdadero Dios y lo reemplazan por una corrupción.Esto significa que nuestro principal problema espiritual no es intelectual (o falta de suficiente evidencia), sino que moral (queremos ser rebeldes y autónomos).

Por lo tanto, el politeísmo, panteísmo, dualismo, animismo (sin mencionar ateismo) no son bellas expresiones de la espiritualidad humana.No son especulaciones inocentes de verdadera gente ignorante.Aunque contienen verdad, esto significa una voluntaria y culpable supresión y rechazo de la verdad de Dios.Pablo lo repite en 1:25,28ª (leer).

Entonces, ¿Puede la gente que nunca haya visto un Biblia ser salva?Pablo no está tratando este tema directamente, él está argumentando (de manera general) que esta gente no puede alegar ignorancia.Si es que viven en la oscuridad con respecto al único verdadero Dios, es una oscuridad auto impuesta debido a que han rechazado la luz que Dios les ha entregado.Sinceros cristianos están en desacuerdo en este tema. Creo que la Biblia implica que ellos pueden ser salvos, y que algunos son salvos—pero con importantes calificaciones:

No siendo meros seguidores devotos de sus religiones nativas.Este es el punto de Pablo—su politeísmo (y panteísmo y animismo, etc.) no tiene excusa precisamente porque ello significa un rechazo del conocimiento de Dios. Esta gente (la que se salva dentro de la religión de su cultura) debiera verse como gente extraña, que nada contra la corriente dentro de su propia religión (dentro de sus culturas).

Tampoco es suficiente para ser salvo el darse cuenta y reconocer que este Dios existe, ni tampoco es suficiente el darse cuenta y reconocer esto después de leer la Biblia. Debe haber una elección en cuanto a personalmente humillarse delante de Dios y lanzarse en su misericordia.

Tampoco niega esto la necesidad de misiones cristianas (SEMANA ANTERIOR). Dios ha dado a la humanidad un gran regalo a través de su Hijo, ¡y él quiere que toda la humanidad sepa de esto!

Además, la escritura implica que aunque toda la gente tiene suficiente luz para volverse a Dios, más gente va a responder cuando se les entrega más luz.También indica que aquellos que han respondido a la revelación general serán mucho más benditos en esta vida si es que escuchan el evangelio (por ej. Comprendiendo y asegurando la salvación; el Espíritu Santo morando en nosotros, etc.)

Pero volvamos al argumento de Pablo.Los pueblos sin la Biblia están justamente bajo el juicio de Dios debido a que han suprimido la verdad de Dios que él les ha revelado.¿Cómo expresa Dios su juicio?

Juicio Presente de Dios (1:24, 26, 27, 28b-32)

Nótese el tiempo del verbo en 1:18—“la ira de Dios se revela…”Aunque ellos también enfrentarán la cara de Dios en el futuro, el juicio final a menos que se arrepientan (1:32), ellos están experimentando algunos aspectos del juicio de Dios ahora mismo.Pablo repite la misma frase tres veces para describir el juicio presente de Dios (leer 1:24, 26, 28)—“Dios los entregó.”

Cuando Pablo hablaque Dios “los entregó”, no quiere decir que Dios empuja activamente a la gente para que se alejen de él, o que inicia juicios temporales (SIDA).

Él está haciendo eco de Salmo 81:11,12 (leer).Dios “nos dejó”, él nos permite experimentar las consecuencias naturales de rebelarnos en contra de la estructura de la realidad.Sin importar lo que decimos o en lo que creemos, aún somos hechos a la imagen de Dios y debemos vivir en el universo de Dios.Y cuando suprimimos la verdad y nos rebelamos en contra de su realidad, esto no cambia la realidad, sólo nos daña.“No podemos finalmente romper las leyes de Dios; nosotros nos rompemossobre ellas.”

Este principio no sólo se aplica a los individuos y a las culturas que han rechazado la revelación general; también se aplica (talvez aún más) a los individuos y culturas que han rechazado la revelación especial (ISRAEL DEL ANTIGUO TESTAMENTO; CULTURA OCCIDENTAL).

Pablo habla de tres manifestaciones generales del juicio presente de Dios.No son las únicas manifestaciones, pero son las más obvias. Muchos de nosotros las hemos experimentado en nuestras propias vidas y familias, y estamos actualmente experimentándolas en nuestra cultura.

Leer 1:24. Cuando la gente que ha sido creada para una relación con el Dios invisible se aleja de él, normalmente toman experiencias visibles, tangibles para llenar el vacío dejado por Dios.Esto crea una aspiradora de deseos insaciables—que Pablo los llama aquí “las concupiscencias de sus corazones que conducen a la impureza.”“Impureza” aquí no se refiere exclusivamente a la inmoralidad sexual (NVI), sino que engloba todos las lujurias normales, incluyendo otros pecados sensuales (i.e. ALCOHOL; DROGAS; GLOTONERÍA; PEREZA) y avaricia material.¿Satisfacen estas experiencias y llenan el corazón del ser humano? No, ellos producen adicciones esclavizantes (la ley del retorno disminuido, [NT. se requiere cada vez más para obtener el mismo efecto] salud quebrantada producto de estas adicciones, vacío creciente y soledad, daño a las familias, etc.

Cuando la gente que ha sido creada para una intimidad personal con Dios (y con otra gente) se alejan de él, ellos normalmente se orientan hacia la inmoralidad sexual.Leer 1:26,27.Creo que Pablo mencionaaquí el pecado de la homosexualidad como la violación más obvia del diseño de Dios de la sexualidad .Pero esta violación también incluye promiscuidad heterosexual, adulterio, pornografía, etc.¿Acaso estas prácticas satisfacen y llenan el corazón del ser humano? No, pero aquellos que practican estas cosas “reciben en sí mismos el castigo por su perversión.”Esto no sólo se refiere (o incluso principalmente) alas enfermedades venéreas transmisibles, sino que a la fragmentación personal, culpa, corroyente hambruna proveniente de una intimidad falsa, daño a las familias, etc.

Cuando las personas se alejan de la verdad de Dios, esto crea una disonancia cognitiva tremenda- tensión entre lo que sabemos y cómo vivimos.Existen finalmente dos caminos para resolver la disonancia—ya sea inclinarse ante Dios y ajustar tu conducta, o torcer tu pensamiento de lo que es la realidad (y sanidad) más y más.A esto Pablo le llama mente depravada (leer 1:28).Una mente depravada es una mente que ya no está acostumbrada a aprender de Dios y su voluntad para seguirla, sino que a racionalizar la rebeldía en contra de Dios y su voluntad.El daño producto de una mente depravada incluye una conciencia cauterizada cada vez mayor, una confusión moral creciente, atracción a filosofías que justifican la autonomía, etc.Y en la medida que esto se expande en la vida, en la familia, en la cultura, los horrores de 1:29-32 comienzan a ser cada vez más comunes y aceptables (leer).Esto es el estado trágico de nuestra propia cultura.Pero la Biblia no termina con este cuadro oscuro.También existen buenas noticias provenientes de Dios…

Buenas Noticias de Dios

¿Por qué Dios “te entrega”?No debido a que esté disgustado contigo—sino más bien con la esperanza que volverás en tus sentidos y te volverás a él (resumir HIJO PRÓDIGO).

Dios quiere que tú te vuelvas a él y digas lo que este hijo dijo.Y cuando hagas esto, descubrirás que eso era todo lo que él siempre ha querido que hicieras.Él conoce tu dilema mejor que tú, y él ya ha tomado la provisión para ti a través de Jesucristo.Leer 1:16,17.El evangelio tiene respuestas para cada persona, sin importar cuánta verdad tú hayas suprimido, sin importar cuánto te hayas quebrado con las leyes de Dios.

A partir del momento en que recibes la provisión de Jesús por la fe, Dios te perdona en forma permanente y comienza a sanar tu vida quebrantada.¡Te toca mover!

Notas al pie

Ver National Geographic, Vol. 191, No. 4 (Abril, 1997), p. 11.

Ver National Geographic, Vol. 196, No. 4 (Octubre, 1999), p. 20.

National Geographic, Vol. 196, No. 4 (Octubre, 1999), p. 25.

Ver Don Richardson, Eternidad en Sus Corazones (Ventura: Regal Books, 1981).

Para una anécdota interesante que ilustra ambos puntos, ver Watchman Nee, ¿Qué Debiera Hacer Este Hombre? (Fort Washington, Pa.: Literatura Cruzada Cristiana, 1971), p. 41.

Para un trato balanceado, bíblico y con compasión de este tema, ver Thomas Schmidt, Derecho y Angosto (Downers Grove: InterVarsity Press, 1995), y su grabación“Homosexualidad y Moralidad Cristiana”.