Las enseƱanzas en Figuras de Antiguo Testamento

Enfrentamiento en el Monte Carmelo

1 Reyes 18

Introducción

La semana anterior, comenzamos una serie de los dos grandes profetas del Antiguo Testamento.  Elías y Eliseo – y conocimos a Elías.  Hoy, estudiaremos el momento de definición en la vida de Elías – el enfrentamiento en el Monte Carmelo.

Antes de leer este dramático relato, repasemos brevemente el contexto histórico.  Ocurre alrededor de los 870 A.C., 60 años después de que la dividida monarquía—e Israel está espiritualmente en un punto pivotante.  Su primer rey, Jeroboán, ha permitido la adoración de los dioses Canaanitas que es una violación fundamental del pacto de Israel con YHWH.  Pero Acab, su cuarto rey, lo llevó a un nivel completamente nuevo. 

Él se casó con la princesa de los sidonios Jezabel, una sacerdotisa que se dedicaba a adorar a Baal (16:31).  Acab construyó un templo para Baal en Samaria y estableció la adoración a Baal como la religión de Israel (16:32).   Jezabel comenzó a perseguir los seguidores de YHWH, y asesinó a muchos de sus profetas (18:4). 

Su hija se casaría con el hijo de Josafat (rey de Judá) (2Reyes 8:18 y 2Crónicas 21:6),así pavimentaba el camino para que  Israel y Judá pudiesen ser reunificadas bajo el Baalismo y amenazaba el plan de Dios de preservar Israel bajo su alero hasta la venida del Mesías.

En esta situación, Dios levantó a Elías para llamar a los Israelitas de vuelta a Él.

El vs.17:1 no era sólo un anuncio público del acta de Dios de Deut.11:16,17—era también un desafío directo a Baal, el cual (entre otras cosas) era el dios de la tormenta y de la lluvia.

Después de 3 años y medio de sequía y de esconderse para Elías, Dios dijo que era tiempo de traer las cosas a un punto de confrontación.

Narrativa

Leer 18:1,2a.

Resumir 18:2b-15.  Elías irrumpe donde Obadías, quien trabaja para Acab pero es un seguidor de YHWH y tiene escondido y ha alimentado a 100 profetas de YHWH por los últimos 3 años y medio. 

Leer 18:16-19.  Es tiempo de una confrontación pública en el Monte Carmelo (MAPA: cerca de Haifa; 1740 pies (530 metros) sobre el nivel del mar). 

(Los 400 profetas de Aserá terminan siendo un mal show.)

Leer  18:20-24a.  Elías polariza la opinión de los líderes de Israel, y propone una competencia para determinar a quién debieran seguir.  Él ataca los que están a favor de Baal:

Ellos se benefician de ser “la ventaja de los dueños de casa”, porque el Monte Carmelo era un altar de YHWH abandonado (18:30), y ahora un sitio favorito para la adoración de Baal.

Baal tiene 450 profetas que lo adoran, mientras que Elías es el único profeta de YHWH. 

Baal era el dios de los rayos y del fuego, así que este desafío está a favor de su fortaleza.  Y además les toca empezar, cuando Baal (dios del sol) está ascendiendo en su fuerza (18:26).

Leer 18:24b.  La gente dice que esto suena como una gran competencia.

Leer 18:25-29, enfatizando la no respuesta de Baal y notando la burla de Elías.  Él podría haber agregado violación, asesinato, robo, traición, etc.. debido a Baal (como todos los ídolos) es meramente una proyección de los humanos caídos.

Leer 18:30-35.  Elías insistía en que el sacrificio fuese humanamente imposible de quemar.  (El agua probablemente venía del Mediterráneo).

Leer 18:36-39.

Leer 18:40-46.  Las personas se arrepienten, demorando el juicio de Dios (el exilio) por otros 150 años.  Elías le gana a Acab camino a Jezreel, probablemente anticipando el arrepentimiento de Acab y la rendición de Jezabel.  Pero esa es otra historia…

3 Lecciones

¿Qué podemos aprender de este pasaje?  Veo tres lecciones que sobresalen…

Es interesante cómo la reacción inicial de las personas a este pasaje cambia a través de los años. Veinte años atrás, en una cultura modernista que rechazaba lo sobrenatural, la mayoría de la gente se tropezaba en el evento central—el fuego consumidor del sacrificio, la leña, las piedras, el polvo y el agua (18:38).  Hoy en día esto raramente molesta a la gente.  La mayoría de la gente está enfurecida por el hecho que Elías ejecutó a los profetas de Baal (con la evidente aprobación de Dios).  ¡Cómo puedes ser tan intolerante!  Así que este pasaje (primera lección) tiene algo que decir acerca de los límites de la tolerancia religiosa.  Considera las siguientes observaciones:

Primeramente, debiéramos recordar que Israel tenían un arreglo con Dios diferente al que tiene la iglesia de América hoy en día.  Durante el período del Antiguo Testamento, el pueblo de Dios era una nación, e Israel era una teocracia.  Dios era su rey oficial, y su ley de código civil por lo tanto les prohibía la adoración a otros dioses constituyéndose en una traición.  En el Nuevo Testamento, el pueblo de Dios es la iglesia, la cual es  una entidad internacional la cual debe vivir bajo  las leyes civiles de cualquiera sea la nación en la cual viven.  América, por supuesto, no es una teocracia.  Expresamente sostiene la libertad de religión, el cual es un principio que deriva finalmente del Nuevo Testamento.

En segundo lugar, debemos darnos cuenta cuán horrible era la adoración a Baal.  Dos prácticas que eran centrales en la adoración a Baal, las cuales son crímenes capitales en muchos estados de hoy.

Uno de ellos es la prostitución ritual.  Dado que Baal y Aserá eran dioses de la fertilidad, Baal necesitaba tener sexo con Aserá para poder hacer que las cosechas crezcan y que el ganado se reproduzca.  Para inducir a Baal a hacer esto, los adoradores varones necesitaban tener sexo con las prostitutas de culto (magia compasiva/solidaria).  Esto hacía que la adoración a Baal fuera muy popular entre los hombres, pero las prostitutas de culto eran esclavas del sexo las cuales eran acarreadas en contra de su voluntad y horriblemente abusadas por los hombres que las usaban.  ¿Qué si esto le ocurriese a tu hija de 12 años?…

La otra práctica era el sacrificio de niños.  Baal y su contraparte amonita Moloc, ambos requerían que los adoradores ofrecieran su niño primogénito en un pesadumbroso rito.  

¡Dios estaba enojado con respecto a esto (leer Jeremías 32:35)!

¿Qué ocurriría si descubriésemos que algo así está ocurriendo en medio de nuestra sociedad actual?  Secuestrar para esclavitud sexual y homicidio de niños son (en muchos estados) crímenes capitales, aunque sean hechos en el nombre de la religión.  Una razón religiosa sólo los hace más (y no menos) atroz e inexcusable.

Así que esta ejecución no es la obra cruel que pudo parecer a primera vista.  Pero incluso después que hemos hecho las calificaciones, queda una lección para nosotros que resuena a través de toda la Biblia: No vivimos en un universo de tolerancia ilimitada a la religión. Tal como Dios puso límites a la tolerancia religiosa en Israel, él pone límites a su propia tolerancia en nuestras vidas.

¿A quién o qué eliges adorar? Es la decisión más importante que harás—debido a que un día rendirás cuentas al único verdadero Dios.  Y él pasará un veredicto en cuanto a tu decisión—ya sea vida eterna o condenación eterna (Daniel 12:2; Juan 5:28,29), dependiendo de cómo tú respondes a su ofrecimiento de misericordia a través de su Hijo Jesús (Juan 5:24).

Dios es “tolerante” ahora en el sentido que está pacientemente dándote la oportunidad de venir a conocerlo.  Pero su paciencia es temporal, no es para siempre.  Y su propósito no es adormecerte en un falso sentido de la seguridad donde no habrá un juicio final, pero más bien llevarte al arrepentimiento (Rom.2:4,5)

Hay una segunda lección a partir de este pasaje.  Cuando Elías llamó al pueblo de Israel a reunirse, no les dijo: “¡Felicitaciones en vuestra iluminada espiritualidad! Se han graduado del absolutismo religioso primitivo y se han dado cuenta que todas los caminos religiosos llevan al mismo destino.  Han creado una maravillosa tabla de picadillos (muchas variedades de quesos y jamones) religiosos a solicitud de sus propios gustos –un poquito de adoración a YHWH por aquí, un poquito de adoración a Baal por acá, etc.”  Él dijo 18:21 (leer).  Ellos estaban “cojeando entre dos opiniones”—tratando de adorar al mismo tiempo a Dios y a Baal al combinar algunos hechos de ambos (lo cual es llamado “sincretismo religioso”, una forma de relativismo religioso)—y Elías dice que se veían ridículos haciéndolo.  Uno de los puntos centrales de este pasaje (y a través de la Biblia) es que el relativismo religioso está fuera de los límites.  No se trata de “ambos-y” en espiritualidad; es “uno o el otro”.  No se trata de “YHWH más”; es “YHWH solamente.” ¿Qué tiene de malo el relativismo religioso, a parte del hecho que la Biblia lo condena?

Antes que todo, es intelectualmente insostenible.  No existe nada inherentemente contradictorio con respecto a mezclar comidas provenientes de diferentes países—pero esto no funciona con las religiones debido a que cada una está  reclamando ser absoluta.

Así era con YHWH y Baal.  YHWH clamaba ser el único Dios que existía; Baal era meramente el más poderoso de todo el panteón de dioses.  YHWH era moralmente perfecto y requería que la gente se acercara a él a través del sacrificio sin mancha que él proveía; Baal era un amoral en el mejor de los casos y podía ser estimulado a tomar acción a través de rituales de prostitución o ser apasiguado con sacrificios de niños.  Estas no son diferencias superficiales; ellas son diferencias profundas y de fundamento.

Hoy en día ocurre lo mismo con todas las mayores religiones del mundo.  Tienen diferencias sustanciales en su visión de Dios, del dilema humano, de la salvación, y de cómo alcanzar la salvación (VER CUADRO ANEXO).  Steven Turner no sólo tiene humor, sino que además es preciso cuando dice, “Creemos que todas las religiones son básicamente lo mismo…todas ellas creen en el amor y en la bondad.  Ellas solo difieren en las materias de creación, pecado, cielo, infierno, Dios y salvación.

Si el relativismo religioso es contradictorio y despectivo, ¿por qué es tan popular?  Debido a que provee una excusa social aceptable para la flojera espiritual y para la condescendencia humana.  ¿Por qué supones que la mayoría de los Israelitas estaban “cojeando entre dos opiniones”?  ¿Era debido a que eran buscadores sinceros—o era porque ellos querían mantenerse fuera de problemas con Acab y Elías mientras ellos hacían sus propios asuntos?  Esto es lo que yo veo hoy en día.  El relativismo religioso es generalmente una evasión de responsabilidad.  A menudo enmascara un deseo de evitar la investigación y la decisión a cerca de las proclamaciones de verdad religiosa.  Talvez lo más honesto sería admitir “soy demasiado apático como para investigar y decidir, pero quiero ser visto por mis pares como una persona tolerante e iluminada.”

Pero movido por el amor, Elías los confronta y los llama a elegir:  “Si YHWH es Dios, síganlo; pero si es Baal, síganlo a él…”  Y graciosamente les provee con evidencia  sobre la cual pueden hacer su elección.

Dios te llama a hacer esto.  Él te ama lo suficiente como para decirte que el relativismo religioso es una mentira, que necesitas elegir entre muchas visiones distintas de Dios.  Y Él provee suficiente evidencia para que hagas una elección informada por Cristo.  (EJEMPLOS)

Aquellos de nosotros que somos cristianos debiéramos seguir el ejemplo de Elías.  Debemos gentilmente incitar a nuestros amigos que no son cristianos y a los miembros de nuestra familia sobre este tema, y urgirles a elegir.

La tercera lección que podemos aprender a partir de este pasaje, tiene que ver en cómo el verdadero Dios quiere que nos relacionemos con él.  Existe un contraste inequívoco entre la forma de los profetas de Baal y la forma en que Elías se relaciona con YHWH.  ¡Tristemente, mucha gente imita a los profetas de Baal en vez de imitar a Elías!

Los profetas de Baal se relacionaban con él a través de GRITOS(18:26a), RITOS (18:26b “cojean”), y AUTO FLAGELACIÓN (18:28).  Ellos hacían todas estas cosas para llamar la atención de Baal, para merecer su favor, para manipularlo  a hacer lo que ellos querían.

¡Qué triste es ver a la gente alrededor nuestro que piensa que esta es la manera en que YHWH quiere relacionarse con nosotros!  ¡Qué enfurecedor es que ellos piensen esto porque la gente les ha enseñado estas prácticas como formas esenciales de la espiritualidad cristiana—especialmente  cuando el Nuevo Testamento expresamente nos dice que Dios no quiere que nos relacionemos con él de estas formas (parafrasear Mateo 6:7, Gálatas 4:9,10: Col.2:18,23).

En cambio, debiéramos imitar a Elías en su relación con Dios (18:36,37).

Él le habla a Dios PERSONALMENTE. No 9 horas de gritos y ritos, sino que 56 palabras sinceras. (en NVI).  Elías usa sus propias palabras debido a que Dios valora la honestidad del corazón, no superficial y cosas aprendidas de memoria (Isaías 29:13)

Él se acerca a Dios bajo la GRACIA.  No castigándose a si mismo para que Dios no tenga que castigarlo, sino que confiando en el favor inmerecido de Dios.  Al referirse a Dios como “el Dios de Abraham, Isaac e Israel, “él está recordando la promesa de Dios  hecha a Abraham de bendecirlo a él y a sus descendientes.

Él se relaciona con Dios sometiéndose a su PALABRA.  Él no intenta manipular a Dios para que haga su voluntad; él confía en la bondad de la voluntad de Dios y le pide que haga lo que él ha prometido para que otros se vuelvan a Él.

Notas al pie

"Moloc, cuyo ídolo estaba en el valle de Hinnon, era un dios pagano contra el cual se advertía constantemente a los judíos de no seguirlo.  ¡y qué dios era! El acto central de su adoración era el sacrificio del niño primogénito de cada vientre materno.  De acuerdo a la tradición, había una apertura en la espalda del tenebroso ídolo de bronce, y luego se prepara un fuego dentro de él, cada padre se aproximaba y con sus propias manos colocaba su niño primogénito en los brazos extendidos y candentes de Moloc.  De acuerdo a esta tradición al padre no se le permitía mostrar emociones, y los tambores eran golpeados para que los gritos de los bebés no puedan ser escuchados mientras morían en las manos de Moloc.” Francis A. Schaeffer, The Church Before the Watching World (La Iglesia Frente al Mundo que Observa) (Downers Grove: InterVarsity Press, 1971), pp. 54,55.
Para mayores descripciones, ver John W. Wenham, The Goodness of God  (La Bondand de Dios) (Downers Grove: InterVarsity Press, 1974), pp.125-131.  Él  incluye este poema acerca de Anath, mujer de Baal: “Decidiéndose por una masacre, ella golpeó y mató desde la costa (oeste) hasta donde se pone el sol.  Llenando su templo con hombres, ella bloqueó las puertas y les arrojó sillas, mesas, pisos.  Ella pronto estaba vadeando el lugar con sangre hasta sus rodillas, no, hasta su cuello.  Su hígado se hinchaba con risa, su corazón estaba lleno de gozo.  Luego ella se lavó sus manos  de la sangre derramada y procedió con otras ocupaciones.”

Steve Turner, Periodista británico; citado por Ravi Zacharias en una conferencia de Harvard "¿Está muerto el Ateismo? ¿Está Dios vivo?" en noviembre, 1993.